. La Bahía de Mar: Infinito y Refugio

jueves, agosto 31, 2006

Infinito y Refugio

Mar de horizonte infinito,
hipnótico,
y camino al recóndito refugio,
trampa escondida.
---
© Mar

5 Comments:

Blogger Carz said...

Resulta díficil imaginar el entorno de una fosa abisal: oscuridad comppleta, una gran presión y una temperatura que ronda los 4 grados centígrados, pues es el punto de mayor densidad del agua. Ahí está la trampa: en el horizonte y en la superficie que lleva como destino al fondo.

Frágil el cuerpo como un amor desvencijado, zaherido demasiadas veces, convertido en arenisca por el continuo batir de las olas, expuesto al escarnio demasiadas veces...

Puff, evocador poema, Mar.

Un abrazo.

2/9/06 04:12  
Blogger Mar said...

Gracias Carz.
Tus palabras están llenas de tristeza.

Un beso.
Mar

8/9/06 18:19  
Blogger indah said...

Ah. No. No hay trampas. El marino sabe perfectamente que ha de mirarla de frente siempre. Sabe que, si lo hace, ella jamás le traicionará. Ojalá los humanos fuéramos tan leales. Me contaba un amigo cómo... da igual, eran sensaciones personales. Ay, me estoy haciendo grande (o mayor), últimamente no hago más que recordar :)

La mar es una amiga muy exigente, si te acercas mucho a ella, nunca permitirá que te alejes.

¡Qué bello poema!

Gracias, Mar, llevo tanto rato leyéndolo.

21/9/06 09:58  
Blogger Mar said...

Por eso te tengo siempre cerquita y no quiero que te alejes, aunque me tachen de exigente por ser "Mar" :-)))

Me lo has puesto fácil, guajina, pero es cierto que por nada del mundo quisiera perder tu amistad.

Gracias siempre.

21/9/06 10:58  
Blogger Orbis tertius said...

Paseaba por las huellas de Flantains y arribé a un Mar de poesía. ¿Cómo decía Fuentes? Sí, que se pregunta cómo los poetas con tan pocas palabras pueden decirlo todo...

Las huellas conducen a un mar que conduce a ¿un orbe? ¿un sitio desconocido? ¿algo más alá del cielo?

No quiero seguir leyendo el poema, me hipnotiza casi tanto como el verso de Hernández: Sangre de acción solar, devoradora vienes...

Puedes venir a visitarme.
Gracias por el poema.

31/10/06 11:44  

Publicar un comentario

<< Home